Miércoles, 26 de Junio de 2019
130902

19.05 | Federal Escándalo

Crisis en la Liga Marplatense

Según el abogado, Julio Razona, "la defraudación a la entidad sería de más de 1 millón de dólares".

Seba Lisiecki / 0223.com.ar

La Liga Marplatense de Fútbol atraviesa un momento de incertidumbre y mucha bronca. En realidad, los dirigentes de los clubes se encuentran unidos apoyando a Roberto Fernández, presidente de la entidad, y contra las denuncias mediáticas que realizó el club Huracán a través de su presidente Rubén Papagni y el asambleista Julio Razona, en la que aseguran que se produjo una "defraudación" en el negocio inmobiliario que realizó por el cambio de sede de la avenida Colón 3245 a la nueva que se está construyendo en Rawson 3272.

Por tal motivo, elevaron una nota con una resolución que tomaron de forma unánime y que será evaluado en los ámbitos correspondientes.

Días atrás, una nota en un portal de la ciudad, despertó el enojo de muchos dirigentes de nuestra ciudad, que rápidamente se pusieron en contacto con Roberto Fernández, y solicitaron una reunión extraordinaria para tratar la situación. Como corresponde, porque así lo pensaba y porque actúa de acuerdo a la solicitud de los clubes que representa, el presidente la programó para el martes por la noche en la sede liguista donde la tensión se hizo notar en el recinto.

"La reunión la convoco en conjunto con varios de ellos que la pidieron porque se sintieron ofendidos y agraviados, porque la denuncia es grave. Más allá que no se haya hecho nada judicialmente, sí se hizo de manera mediática y no se puede salir gratuitamente a decir que alguien cometió un delito. Y ellos están asegurando que hay, porque si hay defraudación se cometió un delito", explicó Fernández a 0223, una vez finalizada la reunión.

La denuncia mediática del Club Huracán habla de "un desmanejo administrativo por una suma millonaria que rondaría el millón y medio de dólares". Así como lo hicieron muchos de los dirigentes involucrados en la Comisión que se creó para llevar adelante el tema de la sede, el presidente ratificó que "esto (por la sede actual), no vale nada, lo único que vale es el terreno que no supera los 400 mil dólares, porque además hay un mercado chato. Yo una vez le dije (a Papagni) que si tenía alguien que ponga un millón y medio de dólares, que lo traiga, que la hacíamos nosotros la obra", sentenció el expresidente del Consejo Federal.

Por ese motivo, Fernández no tiene dudas que lo que se hizo fue "con malicia y mala intención". "La denuncia mediática muchas veces es peor que la judicial, la condena social es muy grande en estas situaciones y no tiene ningún asidero. Por eso vamos a ir hasta las últimas consecuencias, porque no se lo pueden llevar de arriba. Acá se ensució gente de gusto. Por ejemplo la presidenta de Talleres, es docente, deja su tiempo para venir acá, no faltó a una sola reunión por este tema y tiene que soportar esto. Además, el 22 de septiembre de 2017 cuando se hizo la asamblea no tenía dudas, vino y aprobó Razona, que ahora denuncia, se autoincrimina", cerró, sin olvidarse del apoyo que recibió por parte de los clubes: "Vos viste lo que son...Yo tengo un respaldo inmenso, me siento totalmente apoyado, están siempre al pie del cañón, lo que le pedís están y uno trata de retribuirle de la misma forma, son unos cracks", remarcó de los titulares de las distintas instituciones.

La reunión

Con un clima caldeado, la reunión se puso en marcha con la palabra de Roberto Fernández que saludó a todos sus colegas en el "Día del Dirigente Deportivo" y contó el por qué del llamado y le habló de frente a Papagni: "Si fuera por nosotros estamos acostumbrados a estas cosas hace muchísimos años. Pero esta vez embadurnó a dirigentes que dejan tiempo y vinieron a participar de esta decisión que se tomaba para cambiar de sede. No se hizo nada de manera unipersonal, e incluso se decidió que ni yo ni ningún integrante de la CD participara de la Comisión que se creó para llevar a cabo los trámites que se aprobaron por unanimidad en la asamblea del 22 de septiembre 2017", comenzó, y fue subiendo la temperatura al remarcar que "el tiempo me hizo conocer que la maldad del ser humano no tiene limites, la malicia y la sinverguenzada no tiene limites. Cuando hubo que elegir un grupo inversor se trajo, se analizó y se eligió. Acá no se podía hacer, ofrecieron el lugar de la calle Rawson y se aprobó por unanimidad la transacción inmobiliaria", cerró, antes de darle lugar a diferentes directivos.

Rubén Pena (San Lorenzo): Roberto Fernández es uno de los presidentes que más se ocupa de los clubes, llama la atención que Huracán haga estas cosas. Los que fuimos compañeros de Papagni desde hace mucho tiempo sabemos como hemos actuado, con errores y aciertos. A él lo echaron dos veces. Se puede estar en desacuerdo, pero no de atrás y cuando se aprueban las cosas. Es una situación incómoda y yo quiero hacer notar que esto es malicia, es mala fe. Tiene que pedir disculpas al presidente, a la Comisión y a todos los clubes. Algo que no va a quedar para nosotros, le va a quedar a los que vienen atras. Esta perfecto lo que se hizo, a San Lorenzo le interesa que va a quedar una liga nueva".

Luis García (General Urquiza): Hay una denuncia que no va contra la Liga sino contra las instituciones que formamos parte de ella. No se puede embarrar clubes colegas gratuitamente.

Fernando Crespo (Deportivo Norte): No hace tanto que estoy y pertenezco a la Liga, pero puedo asegurar que esto de la dirigencia nos saca muchas horas. No puedo hablar de lo que pasó hace 10 ó 15 años, pero sí puedo hablar de esto concreto. Me llama la atención que las últimas 3 asambleas hubo objeciones de Huracán, cuando el año pasado se hizo una excepción para que pueda jugar porque el reglamento no se lo permitía y todos levantamos la mano. En lo personal me siento injuriado, la gente cercana te dice "ustedes se la llevan toda". Por que tengo que aguantarme que me digan eso, que me traten de chorro.

Jorge Unzué (Quilmes): Quilmes avala totalmente esta decisión. La justicia hará su trabajo respecto a esta injuria. Si hay malicia, deberá pagar las consecuencias. Estamos involucrados los clubes y todos los presidentes.

Horacio Taccone (Once Unidos): Me parece increíble tener que estar transcurriendo el Día del Dirigente Deportivo hablando de esto. Me tratan de estafador, estoy dolido en lo personal. Es feo lo que nos está pasando, yo por mi pasado en la función pública estoy un poco más acostumbrado a soportar estas cosas, pero voy a accionar legalmente ante estas injurias. Y no nos confundamos, no creamos que lo que dicen tiene algún tipo de asidero. Todo lo que hicimos fue un muy buen negocio para la Liga, hoy lo haría de nuevo. Lo voy a estudiar desde el punto legal y seguramente actuare en consecuencia.

Wenceslao Méndez (Alvarado): Hacer las cosas en redes sociales, en medios gráficos o audioviuales, muchas veces sale gratis. Pero no tiene por qué ser así. Yo voy a poner mi rol de abogado, porque no hacen falta este tipo de maniobras, y ofrezco mis servicios profesionales gratuitos para que se limpie su nombre y honor a todos los involucrados. Porque a varios de ellos los conozco desde hace mucho y me pongo a disposición suya (a Roberto Fernández) y todos los que están para encarar las acciones legales pertinentes y llevar esto hasta las últimas consecuencias.

Juan Quesada (Banfield): Desde 1956 vengo a la Liga Marplatense y bajo ningún concepto voy a permitir q se ponga en tela de juicio la honorabilidad. Le daría la posibilidad a Papagni de revertir esta situación, que pida las disculpas correspondientes y sino el club Huracán no la va a sacar barata.

La palabra más esperada era la de Rubén Papagni (Huracán), que no se hizo cargo de nada de lo que dijeron, poco aclaró y se escudó en que "yo no hice ninguna denuncia penal y no ensucie a ningún club ni ningún dirigente, solamente presenté en personería jurídica que es el ámbito de donde corresponde, porque fui a tres casas inmobiliarias a preguntar el metro cuadrado en la zona. Quería saber quién era la empresa, todavía no la pude saber. Yo no fui a la radio, al diario, a ningún lado. Yo no lo hice público porque esto tenía que quedar acá. Vengo a la Liga desde que tengo 9 años (1949)". Para finalizar, y despertar más la bronca de todos los presentes, trató a la conducción de la Liga Marplatense como una "monarquía".

A pedido del club Mar del Plata, se votó el retiro de la sesión del Club Huracán y el resto de los dirigentes se quedaron debatiendo la resolución que se tomó finalmente.