Martes, 26 de Mayo de 2020
143012

08.04 Atlético Hinojo

"Una mano a los que lo necesitan"

Se amplió la tarea del merendero: el club tiene cerradas sus puertas, pero se trabaja para ayudar a las familias de la localidad.

Atlético Hinojo, como ocurre con todos los clubes en el país, mantiene sus puertas cerradas debido a la cuarentena por el coronavirus. Sin embargo, la entidad cumple un objetivo social muy importante porque ayuda a muchas familias de la localidad que hoy necesitan una ayuda.

Se trata de la recolección de mercadería que se entrega a aquellos que necesitan de alimentos en el día a día ya que, como contaron desde el club, "viven del día a día y hoy no pueden trabajar". De esta forma, dirigentes de la comisión directiva -y de las distintas subcomisiones- llevan adelante el trabajo solidario.

Se trata de la colaboración para un grupo de familias que fue creciendo con el paso de los días. "Tenemos el merendero, íbamos a arrancar como lo hacemos siempre, pero surgió la epidemia por lo que había que cerrar el club, pero algunos chicos tienen la necesidad de reforzar con una merienda".

Entonces, surgió la idea de continuar, con otra metodología: "Repartimos algunos días, pero nos empezamos a quedar sin cosas", contó el presidente Ariel Arce. Entonces, desde allí, surgió la solidaridad de distintos vecinos que ayudan con el aporte de distintos alimentos: ya que todo empezó con la idea de completar la merienda, pero hoy se reúnen distintos artículos de primera necesidad.

Obviamente, mucha gente trabaja en medio de la pandemia para ayudar a distintas familias. Por eso, el dirigente aclaró que "tenemos las precauciones del caso, los padres se acercan a colaborar y lo repartimos. Empezamos con una merienda, pero la gente aparece con otros elementos", detalló.

"Empezamos con 15 familias, hoy son cerca de 26. Hablamos de familia de padres que trabajan en el día a día", indicó Arce teniendo en cuenta que Atlético Hinojo reúne todo lo donado en la secretaría de la entidad, que está abierta de lunes a viernes en el horario de 13 a 15.

En ese marco, Ariel Arce destacó que "en estas circunstancias somos todos solidarios, estamos pendientes de los que más lo necesitan" y dejó en claro que "lo vamos a mantener hasta que se levanta la cuarentena, vamos a seguir dependiendo de la comunidad". Y, además, habló del momento que se vive: "Estamos todos en la misma, hay que cuidarse y cuidar a los más grandes, y también a los chicos".

El club

Atlético Hinojo lo escapa a la realidad que vive el mundo. Y los clubes, en ese marco, no transitan un buen momento ya que las puertas están cerradas, no hay actividades, pero sí obligaciones a cumplir como mantenimiento, servicio y sueldos.

"Mantenemos las puertas cerradas, al no haber movimiento cuesta llegar a la gente para cobrar la cuota de socios; pero se acercan a entregar alimentos. Y de esa manera colaboran entre todos", indicó Ariel Arce. Igualmente, remarcó que "va a ser complicado arrancar porque vamos a empezar desde cero. Hay mucha incertidumbre, pero lo primero es la salud", destacó el presidente del "albiverde" quien hoy piensa en prioridades: "Podemos ayudar y dar una mano a todos los que lo necesitan".

En el marco instituciones, contó que "hay profesores que no están trabajando" y sobre las actividades, por ejemplo el fútbol, remarcó que "nosotros sin público no podemos empezar porque necesitamos de la gente para pagar los árbitros y la policía", algo de lo que se charló el pasado sábado en la sede de la LFO.

En otro sentido, Ariel Arce señaló que hubo trabajos en la cancha de pelota a paleta. "Hay una subcomisión, se hicieron refacciones. Quedó previsto pintarla, se cambiaron algunas puertas y hacer algunos arreglos más, pero ahora se paró todo".

En el final, Ariel Arce señaló que "se estaba usando, pero no tenía el mantenimiento. Se armó una subcomisión y se pidieron algunas cosas. También se colocaron algunos reflectores en la cancha", indicó el presidente de Atlético Hinojo que hoy, en su conjunto, es una entidad abocada a colaborar con la comunidad y principalmente con las familias que requieren una colaboración.