Martes, 22 de Septiembre de 2020

13.06 | Local Unión de Entrenadores

Más acciones solidarias

Hay barbijos con los escudos de los clubes Estudiantes, Racing A. Club, Pueblo Nuevo, San Martín de Sierras Bayas, El Fortín y Ferro Carril Sud que pueden adquirirse a un precio de 250 pesos por unidad.

La Unión de Entrenadores ya puso a la venta tapabocas con los escudos de los clubes afiliados a la Asociación de Básquetbol de Olavarría (ABO). Ademas, anexó el expendio de cajas de vino y packs de cerveza.

Los barbijos con los colores de los clubes Estudiantes, Racing A. Club, Pueblo Nuevo, San Martín de Sierras Bayas, El Fortín y Ferro Carril Sud pueden adquirirse a un precio de 250 pesos por unidad. Los interesados en colaborar deben comunicarse vía Facebook con Héctor Burghini, Cristian Sánchez, Ramiro Bou, Sebastián Mazzoleni o en la página de la entidad que tiene su sede en Riobamba 2541. Además, esta nueva agrupación lanzó una gran promoción de venta de cajas de vinos y packs de botellas o latas de cerveza, todas de reconocidas marcas.

Vale recordar que debido a los motivos que son de público conocimiento a raíz de la vuelta a fase uno de la cuarentena decretada por el intendente municipal Ezequiel Galli el pasado sábado 6, quedó postergada sin fecha de realización la segunda acción solidaria de la Unión de Entrenadores.

Sabido es que los directores técnicos de básquetbol de nuestra ciudad y la zona crearon hace ya varios días la Unión de Entrenadores y ante la situación generada por la pandemia de coronavirus decidieron empezar a realizar algunas acciones solidarias.

En la oportunidad se había programado una gran venta de tallarines caseros para el viernes 12 y el sábado 13 de junio. En el evento, además, cada persona que compraba un kilo de tallarines participaba del sorteo de una camiseta de básquetbol. Además de la casca de Alejandro Diez (actual jugador de Platense en la Liga Nacional), estaba previsto el sorteo de la de Federico Marín, Nicolás Giménez, Marcos Risso y Luciano Tambucci, entre otros destacados jugadores.

La primera acción solidaria consistió en una venta de pizzas el pasado viernes 22 de mayo y esta movida organizada por los entrenadores de la ciudad y la zona fue un verdadero éxito. Los números finales arrojaron el expendio de 950 unidades. Descontados los gastos quedaron para repartir 115.500 pesos, por lo que correspondió a cada entidad un total de 19.260. El dinero les servirá a las instituciones para abonarle sus salarios a los directores técnicos, ya que si bien realizan encuentros virtuales con los jugadores de divisiones inferiores, la actividad se encuentra paralizada.

Sabido es que los clubes locales hace más de dos meses se encuentran cerrados. Estas acciones apuntan a lo que será a futuro la reanudación de la actividad y en compensar en algo las diferentes obligaciones que se tienen en medio de este estado de emergencia sanitaria y económica.