Jueves, 20 de Junio de 2019
127787

06.03 Pádel

Despedida con inauguración

Antes de viajar a España, este martes Fede Chingotto presentó un nuevo escenario para la Ciudad. El recinto principal fue bautizado "Gonzalo Salías"

Un día antes de viajar a España para encarar una ilusionante temporada en el World Pádel Tour, Federico Chingotto fue el dueño de la escena anoche en la inauguración de una moderna cancha de pádel, de las dos que tendrá el complejo que construyó junto con un grupo de amigos en la avenida Ituzaingó sur.

Donde tiempo atrás funcionó una vieja barraca, hoy se levanta un cancha vidriada, de un inmaculado césped sintético azul y arena, con los mismos standars de calidad que se manejan en los escenarios del World Pádel Tour que lo verán brillar a partir de la segunda quincena de este mes.

"Es un proyecto que teníamos con unos amigos. Muy orgulloso de haber podido llevar adelante este sueño de sumar dos canchas de vidrio y césped para Olavarría. Se trabajó mucho, aunque este último tiempito yo no estuve, pero los chicos hicieron un esfuerzo muy grande. Hoy (por ayer) estuvimos finiquitando todo y, por suerte, quedó muy lindo" celebró Fede antes de meterse en la "jaula" de cristal.

El momento cumbre de la inauguración fue la exhibición que tuvo como protagonista a Chingotto con Facundo Erguy, quienes enfrentaron al marplatense Ramiro Pereyra y a Maximiliano Sánchez Blasco, de Daireux. Fue victoria para los visitantes, por 3-6, 7-5 y 7-6.

Hubo preliminar y tuvo como protagonistas a dos parejas el ámbito local: Gabriel Reyes y Marcos Silverii por un lado, y del otro lado de la red Pablo Ciancio y el azuleño Maximiliano Fernández.

"Es una cancha de nivel europeo, con todo lo que se usa allá: mismo vidrio, mismo césped, la arena. Feliz de que cada vez haya más clubes como éste en mi ciudad" dijo y acotó que fue "una inversión importante, un esfuerzo de mucha gente, pero vale la pena, porque es el deporte que amamos".

La entrada para la jornada inaugural fue una alimento no perecedero, que luego Fede y su gente entregaron a "Por un mundo mejor" del Barrio Matadero. "Nos da también una enorme satisfacción que podamos ayudar a chicos que lo necesita" afirmó el mejor jugador que ha dado la historia del pádel olavarriense.

"Somos cuatro amigos que arrancamos con la idea. La cosa está difícil, hoy abrir un club no es nada fácil, pero se pudo concretar, entonces queremos agradecer a tanta gente que se acercó a darnos su apoyo y su voz aliento" destacó Fede.

El partido exhibición que dejó inaugurada anoche la cancha "Gonzalo Salías" fue uno de sus últimos actos en la Argentina. "Es mi partido despedida porque mañana (por hoy) ya me voy hacia Europa, así que es otro motivo para disfrutar de un día tan especial" subrayó.

Con el soberbio cierre de temporada 2018 que tuvieron junto con Juan Ignacio Tello, la vara está bien arriba para este 2019. "Queremos seguir con el mismo nivel que terminamos, y un poquito más arriba también. Por supuesto, con la meta de entrar en el Master de fin de año" prometió.

El primer compromiso, el 19 de marzo, será en Marbella. "Nuestro objetivo siempre fue llegar al número uno del ranking WPT, y vamos a dejar todo lo que esté a nuestro alcance para alcanzarlo, porque confiamos en nosotros y vamos a dejar lo mejor de cada uno" acotó.

A diferencia de 2018, la dupla y su staff técnico cambió Mónaco por Madrid como lugar de residencia y centro de operaciones. "Tendremos que reemplazar a los preparadores físicos y en general somos los mismo; mi profesor va a viajar conmigo como en los últimos años" reveló.

Todavía no se fue, pero Fede Chingotto ya sabe que el regreso al país será el 27 de mayo para jugar un torneo profesional en la Argentina, a celebrarse durante el mes de junio.